River Blue: Reseña de expresiones

Único spoiler: Los jeans son malvados

Esta historia se desarrolla en el marco de la Semana de Fashion Revolution (23 al 29 de abril de 2018), en la que por un vínculo en una página, un formulario enviado y bastantes llamadas en Skype, soy voluntaria en los eventos en Bogotá, Colombia. (14/52)

Yes but make it fashion

Aunque ya había hablado de algo de esto antes (aquí está la historia, es rara, no de mis favoritas), este es el round 2, en el que si tengo suerte el mensaje va a ser un poco más claro y menos dramático (solo un poco).

El primero de los eventos de Fashion Revolution en Colombia fue ayer en la tarde: La proyección del documental River Blue. Aunque honestamente no tenía ni idea de qué se trataba al principio, como mi tarea era hacer registro fotográfico de todo, vi el documental completo acompañado de las expresiones de los asistentes.

Si los ríos tuvieran expresiones faciales:

Por las condiciones de iluminación no fue tan fácil registrar tantas expresiones (o falta de ellas) pero mi registro mental fue bastante detallado. No quiero contar toda la historia porque pienso que todos deberían verlo, y tampoco puedo publicar las fotografías aún, entonces esta va a ser una narración de los hechos para la que necesito que sean muy, muy imaginativos (o una reseña de expresiones).

Parte 1: El desastre humano, ¿o los humanos somos el desastre?

Expresiones presentes: Impresión, tristeza y shock… Las expresiones más serias, indescifrables y algunos ojos apagados.

Viendo imágenes como las de la primera parte del documental, es un poco raro pensar que nosotros, los “seres humanos”, estemos en la cima de la cadena alimenticia, sobre todos los demás, incluso el tiburón de 500 años que encontraron en Groenlandia (busquen en Google, es como un fósil nadador, me encanta) o el pez mola-mola.

Decepción y nada más que decepción

Para empezar, somos los más… suaves de todos. No tenemos escamas protectoras, alas para volar, fuerza para abrir camino en lugares con follaje espeso ni sentidos super desarrollados, y nuestros cerebros y pulgares opuestos que nos “dan ventaja” sobre los demás, no funcionan tan bien.

Como dice Katniss Everdeen en Los Juegos del Hambre: “Somos seres inconscientes y estúpidos, con mala memoria y un don para la autodestrucción”, y aunque es una frase de un libro distópico es bastante adecuada en situaciones como estas.

Hay mares, océanos artificiales tóxicos y viscosos, espumas extrañas y pilas de desechos imposibles de identificar remplazando lo que antes fueron ríos, arterias vivas y transparentes. También hay personas en esos ríos, perros, ovejas, gatos… Un montón de objetos extraños invaden ríos enormes en países lejanos, entonces no es importante para nosotros, ¿verdad?

También hay monitos, pero no en los ríos del documental. En esos ríos no pueden vivir monitos.

Para mí, una persona que pasa mucho tiempo en su mente pensando en outfits, prendas que agregar a la colección y visitar outlets para encontrar zapatos (necesito una intervención), conocer la situación de una industria que desde hace mucho tiempo encuentro encantadora, se sintió como una alerta temprana.

“Cam, no más paseos al Adidas en días de descuentos”, me digo a mí misma cada dos semanas.

Parte 2: Memoria, memoria, memoria, ¿qué pasó con la memoria?

Expresiones presentes: Impresión, esperanza, ¿melancolía?

Después hubo un breve respiro de ríos brillantes, animales apareciendo en diferentes esquinas, colores y más colores. La siguiente parte del documental, sin ser muy larga (la primera dura al menos cinco veces más), es linda y refrescante, y también cumple un papel muy importante como motivador para mejorar nuestras prácticas como humanos.

Confesión de Cam: Las casdadas me parecen un poco amenazantes pero me encantan. Son tan mágicas mágicas…

No hay nada más que decir: Pueden buscar en cualquier lugar imágenes de “maravillas naturales”, “ríos mágicos” o“bosque de niebla” y comprobar que la forma en la que el planeta se ha construido a sí mismo puede ser algo que quita un poco el aliento.

Parte 3: Futuro brillante y no tan lejano

Expresiones presentes: Maravilla, calma, motivación y más palabras positivas.

Las últimas escenas muestran opciones nuevas y mejores para algunas de las cosas que la industria lleva haciendo mal (y los compradores obsesionados con el denim como yo) por muchos años.

El documental muestra empresas en otros países con ideas nuevas, más eficientes y con un potencial enorme para ser adaptadas a más cadenas productivas. Esta es la parte que te da la sensación de que así seamos humanos (no muy brillantes) aún tenemos oportunidades de mejorar la forma en la que hacemos las cosas y dejar de cometer los mismos errores, una y otra vez.

Y esa es la idea. Mejorar y continuar.

Y ser amigos de los osos

Y para terminar…

¡Vean River Blue! No me gustan los documentales fatalistas y tristes, ni que se enfocan en situaciones de tragedia, pero este es un poco diferente. Los personajes son los ríos y los extras las personas. El trailer está aquí.


Pd. Esta no es una reseña. La verdad no sé hacer reseñas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: